el paseo diario recomendación u obligación?¿Tienes un perro o estás pensando en adquirirlo pero careces de tiempo? Las cargas familiares, el trabajo, los estudios, etc…a veces, no nos permiten atender a nuestros animales debidamente. Por ello, cuando recibo consultas sobre las responsabilidades de adoptar a un animal, siempre recomiendo hacer un ejercicio de autocrítica, para evaluar si realmente contarás con el tiempo y las posibilidades económicas para atenderlo correctamente.

A veces, parece que con quererlo y mimarlo es suficiente, pero no. Obviamente, requieren muchas más atenciones, y entre ellas, es la dedicación temporal para pasearlo.

¿Por qué los paseos son una obligación?

Como ya hemos tratado en artículos anteriores, los paseos son imprescindibles para la estimulación fisca y mental del animal. Si carecen de ellos, múltiples problemas de comportamiento irán surgiendo a lo largo de su vida. Sólo debéis plantearos lo siguiente; Si el día tiene 24h y su única tarea es dormir y vagar por la casa…¿Qué creéis que ocurrirá a corto plazo?. Es tan simple como poneros, por un momento, en la piel de ellos si os encontrarais en la misma situación. Los paseos son parte de su socialización y su salud. Leer también:

¿En qué consiste la socilización del cachorro?

¿Podemos socializar a un perro adulto?

¿Qué ocurre si tenemos un amplio jardín?

Son muchos los propietarios que opinan que al tener un gran jardín dentro de la casa, el perro no necesita salir a pasear. Gran error, ya que el espacio, aunque sea amplio y le permita correr, es limitado y por tanto aburrido para él. El animal necesita recibir otros estímulos visuales y olfativos para desarrollar sus instintos y su mente. Es parte de su evolución y socialización que no esté privado de libertad.

¿Qué problemas conductuales aparecerán si tu animal se encuentra en ésta situación?

  • Ansiedad y todos los problemas de conductas derivados de ésta patología: coprofagia, hiperactividad, trastornos obsesivos o estereotipias (perseguirse la cola, lamidos, autolesiones..)
  • Depresión
  • Estrés
  • Trastornos alimenticios: Pica, anorexia o síndrome del comedor compulsivo.
  • Agresividad hacia otros perros, personas u otros animales.

Por tanto, si apreciáis a vuestros perros… ni todos los mimos del mundo, ni la mejor comida, ni los mejores juguetes, que también son importantes, podrán suplir la satisfacción física y mental que el paseo les aporta.

Espero que estos consejos os sean de utilidad pero, si tenéis cualquier duda, os animo a consultarla con nosotros. Estaremos encantados de atenderos!

Feliz martes perrer@s!

María Morales Martínez

Educadora y Terapeuta Canino

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website

*