imageneslg 408Como ya hemos comentado en otras ocasiones, el perro es un animal jerárquico. Establecer su posición dentro de la familia es fundamental para  la convivencia y evitar futuros problemas de comportamiento. ¿No sabes cómo conseguir el respeto de tu perro? Hoy vamos  a ver cómo hacerlo en 10 simples pasos.

  1. El animal, no podrá acceder ni al sofá ni a la cama. Éstos suelen ser los sitios más preciados para ellos puesto que quieren estar con nosotros y son también los más cómodos. El motivo, es bastante simple. Si le dejamos acceso a ellos, nos ponemos al mismo nivel.
  2. Los horarios de comidas deben ser estrictos. Siempre a las mismas horas y cuando nosotros hayamos terminado de comer. No podrán tener acceso a nuestra comida, ni permanecer cerca de nuestra mesa. Lo ideal es que espere tumbado en su cama o simplemente nos ignore. El motivo, es exactamente igual que el anterior. No podemos estar al mismo nivel si queremos ganarnos su respeto
  3. Cuando lleguemos a casa, no podrán ni saltar sobre nosotros, ni ladrarnos. Para acariciarlo debe estar calmado. Un perro jamás saludaría así a su líder.
  4. Cuando vayamos a salir a pasear, él no podrá cruzar por la puerta hasta que le demos permiso. De esta manera podrás controlar mejor el paseo, ya que desde el principio, le haces entender que el que dirige eres tú.
  5. No permitas que de tirones de la correa. Enséñale a caminar de manera calmada y sin estrés.
  6. Adiéstralo. Parece que no es importante, pero es la base para aprender a controlarlo.
  7. Cuando quieras acariciarlo, llámalo para que él se acerque. No acudas tú en su búsqueda. Si quiere conseguir mimos, tendrá que ganárselos.
  8. El juego no debe comenzar ni terminar cuando él quiera. De esta manera, le enseñamos a no reclamar. Tu decides cuando empieza y cuando acaba.
  9. Establece unas normas de convivencia en la casa y cúmplelas siempre. Si tú fallas, da por hecho que él también lo hará.
  10. El ejercicio físico te ayudará a controlar mejor las situaciones. El exceso de energía siempre dificulta el aprendizaje.

En nuestras correcciones, debemos ser firmes. No es necesario ni gritar, ni agredir al animal. Utiliza tu lenguaje corporal que ellos tan bien conocen!

Feliz jueves perrer@s!

María Morales Martínez

Educadora y terapeuta canino.

10 comentarios en “Consigue el respeto de tu perro en 10 simples pasos

  1. Hola Noe, antes que nada, muchas gracias por dedicar un tiempo a dejarme un comentario. Me alegro de que hagas esa apreciación, por que si, podrán parecer tonterías, por lo sencillas que son las pautas a seguir (cosa que me alegra porque no va a suponer un gran esfuerzo para las personas que tengan ese problema con su perro), pero después de los años que llevo en esta profesión, te puedo asegurar, que esas “tonterías” dan magníficos resultados. Si tienes un perro y te encuentras con este problema, te sigo animando a que lo intentes y verás los resultados.
    Un saludo!

  2. Parece mentira que en en el 2015 se siga creyendo en la falsa teoría de la dominancia, cuanto daño ha hecho Cesar Millan… Mi perro no es mi súbdito, si no mi amigo, yo no tengo que ser su líder si no su familia. Como en cualquier relación tiene que haber normas, pero nunca imponiéndose como si fuéramos superiores. Que pases delante por la puerta no indica nada, sólo que has pasado antes. Mi perro sube en mi cama y en mi sofa y no está intentando liderarme ni subir por encima de mi, simplemente está cómodo y agusto. Como adiestradora creo que hay que actualizarse constantemente y no quedarse en el pasado y en sus teorías absurdas. Por cierto el que inicio la afirmación famosa de la dominancia lo ha desmentido en repetidas ocasiones, os animo a informaros: http://www.srperro.com/consejos/educacion-canina/la-obsoleta-teoria-de-la-dominancia-y-el-mal-llamado-macho-alfa. Un saludo

  3. A mi no me va el estilo César Millán, afortunadamente empiezan a prohibirlo en algunos países…Mi perra suele comer antes que yo, y luego le gusta mirar mientras como a ver si le cae algo, y a mi se me cae la baba con su cara de pena aunque no le de nada, no miro quien sale antes por la puerta, sólo que venga conmigo y que no le pille el rabo con la puerta, se estira a mi lado en el sofá y duerme a mi lado, me encanta (más en invierno que en verano pero que le vamos a hacer), y no pienso quien está sobre quien en las jerarquías…bastante tiene que depende de mi para poder beber, alimentarse y curarse….hay que renovarse hamija, y dejarse de teorías obsoletas…Un saludo.

  4. Hola Bea! Ante todo, gracias por tu comentario. Entiendo, que puedes estar en desacuerdo con determinados conceptos, como también comprendo que así nos lo hagas saber. Para eso está la libertad de expresión. Sin embargo, que existen perros dominantes, es un hecho. Aunque he de decir que no tantos como la gente imagina. El problema surge cuando pemitimos a nuestro perro tomarse determinadas potestades dentro del nucleo familiar. Es lo que en la profesión llamamos, un falso dominante. Éstos, son perros que no son genéticamente dominantes, pero que al ser tratados como humanos, comienzan a comportarse como tal. Lo más triste de esta situación, es que este tipo de perros son unos infelices porque se ven desbordados en determinadas situaciones que no han podido o sabido gestionar.
    Por otro lado, también agradezco tu consejo sobre actualizarme, pero creeme, lo hago cada dia. Afortunadamente para mí, vivo de esto que es lo que me gusta y por tanto invierto gran parte de mi tiempo en formación que como te imaginarás, es infinta.
    Por último, y con todos mis respetos a Césa Millán, decirte que mi forma de ayudar a los perros no se parece en nada a las técnicas que utiliza él pero que por esta vía no te puedo explicar porque estaríamos aquí hasta mañana. Lo que es más que evidente, es que ambas tenemos algo en común y es el respeto y el amor por los animales por lo que estoy encantada de recibir tus comentarios. Un saludo!

  5. Hola de nuevo Noe! Estoy encantada de que compartas con nosotros su opinión y que me alegro de que te vaya bien así. Un saludo

  6. Hola! He de decir que en mi caso lo del sofá ha sido imposible, bueno y lo de la cama también, cuando me despisto mis perras se suben. Pero todo lo demás lo hemos logrado a base de paciencia, esfuerzo y mucho cariño. Supongo que no todo el mundo trabaja las mismas técnicas, y que probablemente, a según que perros les irá mejor según que formas de trabajo, pero en mi caso y en el de Lola estas medidas han funcionado genial. Ella tenía muchos problemas de conducta y muchos miedos y los ha superado para convertirse en un miembro feliz de mi familia, y me gustaría recalcar lo de feliz, porque lo de miembro entró en vigor desde el mismo momento en que la recogidos de la carretera. No sabíamos cómo ayudarla y gracias a Maria y sus pautas lo hemos conseguido. Y en nuestro caso particular, todas estas rutinas son necesarias, para que todo vaya como debe ir, para que mis dos perritas convivan sin problemas, para que Lola controle sus miedos y siga así de alegre, para no tener problemas con otros perros, para no encontrarnos “sorpresas” al llegar a casa… En fin, para todo. Estamos felices disfrutando de nuestras rutinas tanto humanos como perros.
    Un saludo!

  7. Hola Isabel! Me alegra saber que va todo bien con Lola y Mei-mei. Son muy buenas perras las dos…sólo necesitaban un poco de orden y tú lo has hecho genial!! Tu actitud responsable y comprometida con ellas es lo que ha hecho posible que alcances el éxito en la convivencia. Gracias a ti, porque personas como tú y tus perritas hacen que me levante cada día con las pilas a tope y con ganas de perros, perros, perros y más perros!!

  8. Hola Maria!
    Tu sitio es muy interesante, gracias por los consejos, te felicito por tu manejo con los animales y en especial con estas opinadoras disfrazadas de amables y sus sutiles agresiones.

  9. Hola Martín! Muchísimas gracias. El objetivo de este blog es orientaros y ayudaros en la medida de lo posible con vuestros perros y comentarios como el tuyo te hacen subir el ánimo. Si tienes cualquier duda, estaré encantada de ayudarte. Un saludo!
    María Morales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website

*